Noticia real o inocentada ¿tú qué opinas?

Noticia real o inocentada ¿tú qué opinas?

ComparteShare on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Voy a contarte una noticia, y tú tienes que decidir si es cierta o no. Lee con atención.

El Príncipe de un país imaginario insular donde tomar el té es tradición, tras un enfrentamiento público con un científico, pongamos que del país de las salchichas y de nombre X, logra que lo expulsen de su cátedra.

El científico y su equipo se han pasado más de 20 años aplicando un método riguroso de investigación que contradice los resultados de algunas pseudociencias. Pseudociencias en las que este príncipe de orejas prominentes confía.

El científico del país de la cerveza y su equipo han publicado más de 350 artículos sometiendo a los rigurosos protocolos que se realizan en los hospitales para probar la eficacia o no de los fármacos a terapias alternativas como la homeopatía o la imposición de manos.

La eficacia de las pseudociencias no se puede contrastar dividiendo a los pacientes en los grupos tradicionales: un grupo al que se le da el placebo y otro al que se da el tratamiento. Entonces se dividió a los pacientes en: un grupo al que trataban los “sanadores” y otro al que trataban actores.  El resultado siempre fue que ambos “curaban” con la misma eficacia. Esto que demuestra que unos simples actores vende-humo curaban igual que unos “profesionales” con mucha labia.

Esto enfureció a mucha gente con intereses. En el reino del príncipe de orejas salientes había a principios de los 90 tantos “sanadores” como médicos de cabecera. El científico del país en que hay un muro al que Pink Floyd le dedicó una canción ganó muchos enemigos. Entre ellos el príncipe de ojos pequeños del país insular.

Este príncipe seguidor acérrimo de la homeopatía había presionado a sus ministros durante años para que la incluyeran en su sistema de salud. El científico lo acusó de vendedor de crecepelos y el eterno heredero al trono lleno de furia real consiguió que expulsaran al científico de su cátedra.

El poderoso príncipe ganó la batalla al listo científico.

¿Tú qué piensas? ¿Noticia real o cuento chino? Yo apostaría por una inocentada de las gordas si no fuese porque esta historia es real.

Como ya habrás adivinado el Príncipe de orejas prominentes es Carlos de Inglaterra. En cuanto al científico es Edzard Ernst. Dedicó mucho tiempo y esfuerzos a desmontar mentiras de las pseudociencias, algunas peligrosas como la de abandonar tratamientos duros pero efectivos, como la quimioterapia, por terapias supuestamente inocuas pero que dejan morir al paciente.

Después de este incidente y pasado el tiempo Ernst confiesa. “Me resigné al hecho de que, para algunos fanáticos de la medicina alternativa, ninguna explicación será suficiente. Para ellos, la medicina alternativa parece haberse transformado en una religión, una secta cuyo credo central debe ser defendida a toda costa contra el infiel”.

Fuentes:

A scientist in wonderland (Edzard Ernst)

El País

ComparteShare on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

2 comentarios en “Noticia real o inocentada ¿tú qué opinas?

  1. Pienso, y espero que es real. Ya que el placebo simplemente es placebo. Estas “tecnicas” milagro no son reales y la mayoría aun por encima una estafa.

Deja un comentario